La regla del horizonte es una de las reglas básicas en fotografía a la hora de componer una imágen, y en mi opinión es una sencilla regla que ayudará mucho a mejorar nuestras fotos con poco esfuerzo.

Consiste en que a la hora de encuadrar lo que queremos fotografiar, dividamos la imagen en 3 franjas horizontales imaginarias de igual altura. Una vez lo hemos hecho, situamos el horizonte en una de las dos lineas divisorias que separan las franjas.

ef04grafico01.jpg

Imagen: www.fotonostra.com

Básicamente debemos evitar poner el horizonte en la mitad de la imagen. Dependiendo de lo que nos interesa resaltar, pondremos el cielo en el primer tercio y el paisaje en los siguientes dos tercios o si nos interesa resaltar el cielo, por ejemplo en un atardecer, situaremos el cielo entre los dos primeros tercios.

200366213-001.jpg

Otra de las normas básicas es fijarse bien en que la linea del horizonte quede recta. Os recomiendo que reviséis fotografías que hayais realizado, aquellas en las que sale el mar o algún otro tema con líneas horizontales, y os daréis cuenta que normalmente tendemos a no fijar la linea muy recta. Son pequeños detalles que practicando un poco mejorarán mucho vuestras fotos.

dv104005.jpg

Ya me estoy imaginando a todos practicando frente al mar, con un impresionante atardecer en alguna playa de cualquier rincón del mundo ;)

Si sabéis otros trucos, ¡podéis compartirlos en los comentarios!


Via: rinconeslejanos.com

Anuncios